Llámanos 911 138 497

sentarse correctamente

Cómo sentarse correctamente en la oficina

Seguro que sabes lo importante que es sentarse correctamente en el puesto de trabajo. Por eso, hoy vamos a desglosar cómo hacerlo para cuidar tu salud y rendir al máximo.

¿En qué consiste la ergonomía postural en la oficina?

La ergonomía postural se centra en adaptar el ambiente laboral a las características físicas del trabajador. Básicamente, consiste en asegurar que el diseño de tu puesto de trabajo, desde tu silla hasta el teclado, se ajuste de manera que promueva una postura correcta y reduzca el riesgo de lesiones relacionadas con el trabajo. Ten en cuenta que la altura de la mesa, el tipo de silla o la postura que mantengas durante las horas de trabajo, afectan a tu salud. Y aunque nosotros nos especializamos en vaciados de oficinas en Madrid, también sabemos lo crucial que es tener un espacio laboral ergonómico.

Importancia de tener una postura correcta para sentarse en la oficina

Prevención de lesiones

Al mantener una postura adecuada, reducimos la tensión en nuestra espalda, cuello, hombros y brazos. Esto disminuye el riesgo de desarrollar condiciones dolorosas y complicaciones a largo plazo. Por lo tanto, sentarse correctamente contribuye a evitar problemas de salud.

Confort

Un correcto posicionamiento mejora la comodidad durante las horas laborales, evitando molestias y la fatiga temprana.

Productividad

Una postura correcta y un entorno de trabajo ergonómico pueden aumentar la productividad. Si estás cómodo, te concentras mejor y reduces las interrupciones debidas a molestias o la necesidad de estirarte constantemente. Al sentarse correctamente la productividad en el puesto de trabajo aumenta.

Forma correcta de sentarse correctamente en la oficina

Espalda recta

La columna vertebral debe estar alineada y apoyada en el respaldo de la silla para sentarse correctamente. Esto ayuda a prevenir problemas de espalda y reduce la tensión muscular.

Pies apoyados en el suelo, desde el talón hasta la punta

Tus pies deben descansar completamente en el suelo o en un reposapiés, asegurando una distribución equitativa del peso.

Monitor a la altura de los ojos o un poco por debajo

Para conseguir sentarse correctamente, la parte superior de la pantalla debe estar al nivel de tus ojos o ligeramente por debajo. Esto evita que inclines la cabeza o el cuello.

Brazos formando un ángulo de 90º

Tus codos deben formar un ángulo recto y estar cerca del cuerpo. Si estás estirando los brazos o elevándolos, necesitas ajustar tu silla o escritorio.

Teclado y el ratón a un mínimo de 10 cm del borde de la mesa

Esto te permite tener el espacio necesario para apoyar tus muñecas mientras escribes o utilizas el ratón.

Espacio entre el final del asiento y las rodillas

Debes poder deslizar tus manos entre el borde del asiento y tus rodillas para asegurar una correcta circulación.

Pantalla a unos 45 cm de los ojos

Para sentarse correctamente mantén tu monitor a una distancia de brazo o aproximadamente 45 cm de tus ojos para evitar forzar la vista.

¿Cuáles son las patologías derivadas de una mala postura en la oficina?

Síndrome del túnel carpiano

Causado por la presión sobre el nervio mediano en la muñeca, comúnmente debido a posturas incorrectas al teclear.

Tendinitis en los hombros

Inflamación de los tendones en el hombro debido a movimientos repetitivos o postura incorrecta.

Tortícolis

Rigidez y dolor en el cuello al girar la cabeza, debido a posturas incorrectas al mirar el monitor.

Epicondilitis

Conocida como «codo de tenista», es una inflamación de los tendones en el codo, causada por movimientos repetitivos.

Hernias Discales

Desplazamiento de los discos intervertebrales, generalmente por una postura incorrecta prolongada.

Distensión muscular en codos y hombros

Lesión en los músculos o tendones debido a esfuerzos repetitivos o postura incorrecta.

Ciática

Dolor que se origina en la parte baja de la espalda y se irradia por el nervio ciático debido a una mala postura al sentarse.

Dorsalgia

Dolor en la parte media de la espalda, generalmente causado por una mala postura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *